viernes, 20 de febrero de 2015

DESNUDANDO EL ALMA

Cómo roca solitaria en medio de la nada.
Viajan las ideas desnudas.
Dejaron su ropa de sencillez quijotesca
colgadas en la ventana de la vida.

A la llamada del amor,
raudo corrió el corazón alegre.
Ignominia de la dicha y la suerte.
Si tus ojos aún me miran.

Abrí la cortina de la lluvia lentamente.
Y moje mis labios con tus besos.
Los mismos que se niegan al placer.
Debajo del farol de los enamorados.

Si amas,  amas.
Deja la timidez.
No hay razones largas ni cortas.
Solo brillo en tus ojos.

Cuando haces el amor.


No hay comentarios:

Y SI ME DAS UN BESO

Y si me das un beso. Uno debajo de cada bombilla. Uno a la luz de las luciérnagas. Pero solo uno. Que me parta el sentimiento; abriéndome el...